Un Chiste
Una señora decide darle una sorpresa a su marido y le espera en la cama a oscuras y con un tanga fosforescente minúsculo que apenas le tapa la raja. Entra el marido en la habitación y se pone a gritar:

-'¡María, María, tienes una luciérnaga en el coño!'


Gracias a: j.diego
Categoría: MALOS
Opina sobre este chiste: